Campeonato de España

Campeonato de España relevos por parejas en Pulpí por Jorge Amores

Publicada en Publicada en Triatlones

Todo empezó temprano en la puerta del Ego, cuando estábamos cargando las bicis al coche. Ahí empecé a tener nervios y a disfrutar de lo que iba a hacer en pocas horas. Nos dirigimos a Pulpí y allí iniciamos el ritual de competición, coger dorsales, colocárselo a la bici, fotos,etc.

 

Campeonato de España

 

Iniciaron la competición las niñas, las cuales demostraron lo fuertes que están. Raquel y Ester primeras, luego Mare y Natalia cerrándolo las megacracks de Paqui y Trini. Los chicos animamos lo que podíamos pues estábamos en la t1 esperando a meter las bicis. Ahí, mis nervios, empezaron a darme fuerte y a cargarme las pilas. Estaba a tope para competir. Después de dejar la bici nos fuimos a la playa, ya no hay marcha atrás esto empieza y lo  tienes que dar todo, era lo que me repetía una y otra vez. Sé que soy el más flojo del equipo y es un honor que me hayan dejado correr con ellos así que por ganas, por no decir otra cosa, no será. Raquel nos explica como es el circuito, la pasarela del agua, etc y pronuncia las palabras mágicas, circuito de bici técnico. Bueno, pues más concentrado estaré me decía a mi mismo intentando controlar los nervios. Bajamos a la playa y empezó la competición.

 

 

Comenzaron los de primera división y después los de segunda, y fue un privilegio verlo desde dentro. Había gente de mucho nivel y fue bonito verlo. Al poco tiempo nos dan la salida. Del equipo A sale Pablo y Clares y del nuestro Salva y Javi (la nécora de Gádor). Con un agua revuelta y con olas empezó la competición ambos equipos hicieron un buen relevos llegando la primera posta en tercero y quinta posición. Después salieron del primer equipo Lamberto y Juan Carlos y por el nuestro los hermanos Cantón, ambos equipos hicieron un gran recorrido llegando a dar el relevo con la cara desencajada y aquí empieza my turno. Por el primer equipo sale Raúl y Ramonio y por el nuestro Cesar y yo. Cuando me dan la mano los nervios se transforman y tan solo pienso en nadar lo más rápido posible. Inicio la carrera por la pasarela y al tirarme al agua una gran ola me tira para atrás, no me arrugo, sigo nadando. Hasta la primera boya me pillan cuatro o cinco grandes olas que hacen el nado complicado, aunque no hay otra, esto es por el equipo y hay que darlo todo, voy a pies de Cesar y eso me anima los cuales los pierdo al girar la segunda boya, no me preocupa ya que el agua se está acabando. Iniciamos la transición y allí mismo nos adelantan, sin que sirva de excusas eran dos niños a los cuales por lo menos les sacaba 30 años, yo la hago sin problemas pero a mi compañero le costó ponerse las zapas, una vez que lo logró, literalmente voló. Por intentar seguirle estuve a punto de irme al suelo. Yo iba apretando dientes, dándolo todo, lo que tengo y lo que no y aun así era incapaz de seguir su rueda. Se que se frenó por mi pero no creo que tenga queja de mi actitud. Por último, llegó la carrera a pie, la cual la hicimos a buen ritmo y sin ningún problema y llegamos a meta con la seguridad de que he dado lo máximo de mi y de haber pertenecido a un gran equipo. Gracias Secuaces

Jorge Amores
Club Ego Run.in